Conoce los PHA, la última moda en exfoliantes

Sin duda habrás oído hablar sobre diversos tipos de exfoliantes faciales. Primero tenemos los exfoliantes mecánicos, muy conocidos por su exfoliación visible a base de micropartículas, y luego los exfoliantes químicos, a base de ácidos o enzimas, entre los cuales podemos encontrar los AHA (alfahidroxiácidos), como el ácido láctico o el ácido glicólico, y los BHA (betahidroxiácidos), como el ácido salicílico, de los que ya hemos hablado en previos posts, como en  Exfoliantes Químicos o Mecánicos. Pero ya sabemos que en temas de cosmética los avances son constantes y van surgiendo nuevas fórmulas sorprendentes que buscan adaptarse a cada tipo de piel y aportarle el mayor beneficio. Con este objetivo se ha creado la nueva generación de exfoliantes químicos, los polihidroxiácidos o PHA.

Este nuevo tipo de exfoliante químico te sorprenderá por su versatilidad a la hora de mejorar la rutina facial y porque es apto hasta para las pieles más sensibles. Los PHA se consideran como un alfahidroxiácido de segunda generación, ya que actúan de manera similar al ácido glicólico por su capacidad para exfoliar a nivel superficial de la piel, por sus propiedades antienvejecimiento, porque mejoran el tono  y ayudan a retener hidratación.

Los PHA más conocidos son la gluconolactona y el ácido lactobiónico, y estas son sus principales características:

GLUCONOLACTONA

La gluconolactona se obtiene por oxidación de la glucosa del maíz y lo podemos encontrar de manera natural en nuestra piel. Los beneficios que aporta son:

  • Alto poder de hidratación 
  • 50% de protección frente a rayos UV
  • Gran poder antioxidante y contra las radicales libres
  • Eficacia similar al peróxido de benzoilo en casos de acné moderado
  • Acción despigmentante y mejora de la luminosidad

ÁCIDO LACTOBIÓNICO

Es un PHA complejo obtenido por la oxidación de la lactosa. Se considera complejo porque se une a las partículas de azúcar y evita el fenómeno llamado glicación. La glicación daña el colágeno y la elastina, las proteínas que, desde adentro, mantienen la piel firme, lisa y sin arrugas.

El ácido lactobiónico se usa en los tratamientos más novedosos para recuperar las pieles más dañadas. Sus características son:

  • El aumento de elasticidad de la piel y mejora de líneas de expresión
  • Actúa contra las manchas y la hiperpigmentación
  • Retrasa el envejecimiento prematuro
  • Repara la piel en profundidad, ayudando a disminuir cicatrices o marcas
  • Fortalece la barrera cutánea de la dermis

Estos dos tipos de PHA los podrás encontrar en los siguientes productos:

  • Neogen Dermalogy Bio Peel Gentle Gauze Peeling: son unos discos exfoliantes de doble cara que limpian de manera suave y eficaz todas las células muertas a la vez que dan luminosidad e hidratan, sirviendo incluso como paso de tónico. Los encontrarás a base de limón, de té verde o de vino, según la necesidad de tu piel.
  • La mascarilla Mascure Peeling Solution de Missha, que exfolia, hidrata y calma hasta las pieles más sensibles, gracias a su contenido en ceramidas y ácido hialurónico.
  • El limpiador en base acuosa All-in-One Cleansing Foam de Hyggee, que limpia en profundidad gracias a la gluconolactona y el té verde.
  • Y, por último, los encontrarás en la gama de productos AHA.BHA.PHA 30 Days Miracle de Some by Mi, que combina los 3 tipos de exfoliantes químicos y que, gracias a su contenido en PHA, hidratan y ayudan a fortalecer la barrera cutánea de las pieles problemáticas o con acné. 

Ahora que ya sabemos un poco más de este nuevo tipo de exfoliante, veamos en qué difiere de los exfoliantes tradicionales y por qué son tan excelentes para la piel.

¿Qué ofrecen los PHA en comparación con los AHA y BHA?

Se diferencian principalmente en su estructura molecular. Los PHA tiene un tamaño molecular mayor que el de los AHA y BHA, por lo que no penetran en las capas más profundas de la piel. Los PHA trabajan sobre las capas superficiales de esta y, por lo tanto, producen un grado menor de irritación que los otros exfoliantes. También aportan un mayor grado de hidratación y beneficios antioxidantes y antienvejecimiento.

¿Por qué deberías de incluir PHA en tu exfoliación semanal?

Pues bien, aparte de que son aptos para todo tipo de piel y que son muy delicados con las pieles más sensibles, dan un efecto súper hidratante a tu piel, que ayudará a mantener la barrera cutánea en su estado óptimo para combatir cualquier agente externo que quiera debilitarla. Además, su gran poder antioxidante previene los daños solares, el envejecimiento prematuro y la hiperpigmentación, que son tres de los problemas que tanto preocupan a nuestra piel. Se pueden combinar entre ellos para potenciar los efectos e incluso se pueden mezclar con otros exfoliantes químicos o con productos que contengan retinol. Por último, gracias a su poder antiinflamatorio benefician a las pieles problemáticas, incluso en casos de acné o eczema.

Y mi última pregunta es, ¿qué estás esperando para probar esta maravilla de exfoliante? Nosotros ya los usamos en nuestra rutina facial y estamos encantados, ¡así que anímate a probarlos!

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *